domingo, 16 de octubre de 2016

ESTIRPE

REINVENTÁNDOSE A SÍ MISMOS


La banda nos sorprende con un disco muy especial en el cual rescatan temas de su propio repertorio llevándolos a otro terreno más cercano al de una big band. Grabado en directo y con nuevos arreglos, el disco  nos permite disfrutar de canciones ya conocidas pero vestidas para la ocasión de forma diferente, tan atractiva como inesperada.

 

Vivimos en la era de la fusión. ¿Hasta cuántos estilos distintos se aglutinan en este nuevo disco?

La base continúa siendo rock, aunque somos un tanto negados a poner etiquetas. A eso le puedes añadir jazz, reggae, latin jazz y funk. Se trata de una edición limitada de tan sólo 350 copias que incluye vinilo, cd y además el vídeo de la sesión, que estará disponible en HD  mediante un código de descarga.


Por primera vez os autoeditáis y lo hacéis todo vosotros ¿Ha supuesto una carga o un alivio?

¡Un alivio desde luego que no! Hemos tenido que darle muchas vueltas a cómo enfocar la nueva perspectiva, grabarlo, mezclarlo… incluso venderlo. Es una especie de experimento puesto que somos de todo menos promotores y distribuidores. Es una pena que los artistas nos tengamos que dedicar a tareas propias de comunity mánagers, cámaras, representantes… ojalá pudiéramos ocuparnos sólo de componer y tocar. Esta necesidad ha hecho que ahora veamos la música como una empresa y que tengamos que hacer números.

“En tus ojos” ha sido elegida como el primer single. Con ese estribillo tan contagioso no nos extraña ¿Estaba especialmente pensada para serlo?

Sí, es algo hecho a conciencia. A veces haces un disco muy meditado y madurado durante años pero en esta ocasión hemos hecho exactamente lo que nos apetecía. Creemos que nuestro potencial creativo nos permite tratar de abarcar un público amplio.

¿Entonces esta vez no ha sido un proceso tan largo?

Se trata de canciones recuperadas de otros discos. Todo se ha gestado de forma muy natural. La idea la teníamos ya desde hace tiempo, queríamos añadir metales, percusiones, y conseguir un sonido más brillante. David Lerman supo captar nuestra visión y cómo queríamos transformar las canciones. No fue un trabajo muy largo pero sí intenso porque teníamos una fecha, pero sin ir tampoco contra reloj.

¿Qué diferencias hay entre vuestro disco y vuestro directo?

Precisamente este disco viene a ser una mezcla de ambos. En estudio los temas llevan muchos arreglos y detalles pero siempre procurando no pasarnos, buscando el punto de inflexión que nos permita amoldarnos al otro terreno. Consideramos que el directo es nuestro plato fuerte, gracias a ello nos hemos atrevido con esta grabación, en la que el tener que  concentrarlo todo en una sola toma no nos permitía relajarnos.

¿Lo más inmediato que os toca hacer ahora?

Presentar el disco por todo el país. Y a finales de años empezar el próximo, que esperamos tener acabado para marzo del 2017. Ahora mismo estamos ya componiendo y compaginando lanzamiento y conciertos.








0 comentarios:

Publicar un comentario